La vida sigue igual

Ratio: 0 / 5

Inicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivadoInicio desactivado
 

Todos teníamos la ilusión de hacer un buen partido en Pamplona y de traernos un resultado positivo. Nada más lejos de la realidad, ya que el equipo hizo un partido ramplón donde los haya, en el que un equipo plagado de chavales.... sí chavales, algunos con 18, 19 y 20 años que nos pasaron por encima, no por juego pero si por intensidad y ganas. En el fondo, este tipo de partidos que se marca el Lega de Garitano fuera de casa ya no sorprenden al aficionado. Al revés, el aficionado se sorprende cuando el euipo sale a por todas fuera de casa.

Osasuna, sin hacer nada del otro mundo se llevó el partido, pero lo hizo por gónadas como diría el señor Cela; lo hizo por querer ganar y por sentir la camiseta. La afición del lega solo le pide a su equipo una cosa,  más allá de que pueda salir un buen o un mal partido,  y es que se deje el alma en el terreno de juego.

Alma, lo que se dice alma, poca el sábado. Nadie se iba de nadie, nadie encaraba, no se daban dos pases seguidos, no se presionaba... era una sensación de que el partido tarde o temprano se nos iba. Un dato refleja ese sentir. Minuto 91, tenemos el balón en defensa y por detras del jugador que llevaba el balón ¡5 jugadores del Lega!. Así imposible, no había fe en empatar, y eso es lo que nunca podemos permitir... la falta de fe y de otras cosas.

Este es el tercer de Garitano en el banquillo, y salvo en contadas ocasiones no ha dado con la tecla para que el equipo funcione fuera de casa, y que conste que visto lo visto ningún rival ha sido mejor que nosotros en juego, pero en los dos partidos fuera de casa, si lo han sido por actitud. Además, Asier tampco ha encontrado la forma de jugar a los equipos que nos presionan mucho...sin descanso y este año tenemos jugadores de sobra para poder salir de esa presión, pero hace falta ser más dinámicos con y sin balón

Este año creo que hay grandes jugadores, pero hay que hacer el equipo y un equipo se hace a base de esfuerzo, de asociarse de ayudarse y de jugar todos para todos. Un clar oejemplo fue el Lega de Pablo Alfaro, un equipo de hombres,  que individualmente no tenían mucho bagaje pero que todos juntos hacían un equipo, un equipo que encendió a la afición,  que podían jugar mal, muy mal o lo siguiente... pero a dejarse todo no nos ganaba nadie.

Al final, al igual que en baloncesto,  los partido se empiezan a ganr desde la defensa...y la defensa no son los defensas, es la actitud defensiva del equipo, que es algo muy distinto... El caso es que lees el foro de este año a estas alturas y el del anterior...y parece 'el día de la marmota', o como dice la canción de Julio Iglesias...'La vida sigue igual'.

¡¡¡VAMOS LEGA!!!